Go to Top

MEDIDAS PREVIAS O PROVISIONALÍSIMAS

En el post de esta semana os cuento otra posibilidad de actuar ante los Juzgados sin necesidad de contratar un abogado y un procurador, pero en esta ocasión en el ámbito del derecho de familia.

En ocasiones se pueden dar circunstancias especiales en el seno de una familia que hagan inviable esperar a la Sentencia de divorcio y a la adopción de las medidas que van a regular sus efectos, como por ejemplo el régimen de visitas respecto de los niños o el uso y disfrute del domicilio familiar.

Para evitar los efectos adversos que puede provocar, ante determinadas circunstancias, un procedimiento de divorcio en los cónyuges y por ende en los hijos si los hubiere, la ley recoge la posibilidad de solicitar medidas previas o provisionalísimas.

¿QUÉ SON?

Las medidas previas o provisionalísimas se refieren a los aspectos recogidos en los artículos 102 y 103 del Código Civil, y regulan cuestiones como la guarda y custodia de los hijos, el uso y disfrute del domicilio familiar, pensión de alimentos…

¿QUIÉN PUEDE SOLICITARLAS?

El cónyuge que pretenda instar la demanda de divorcio puede solicitar en casos de urgencia medidas previas o provisionalísimas sin la necesidad de contratar un abogado y un procurador, esta exención se refiere únicamente a la solicitud ya que para todos los trámites posteriores será necesaria la presencia de un abogado y de un procurador.

¿DÓNDE SE SOLICITAN?

Las medidas previas o provisionalísimas se solicitan en el Juzgado correspondiente al domicilio del solicitante, aunque no se corresponda con el Juzgado del domicilio conyugal.

¿CÓMO SE SOLICITAN?

Las medidas previas o  provisionalísimas se solicitan en el Juzgado que corresponda al domicilio del solicitante aunque sea un domicilio temporal (estancia vacacional) a través de un escrito en el que se pedirán las medidas que solicitemos (uso y disfrute del domicilio familiar, guarda y custodia, pensión de alimentos..) justificando el motivo de la urgencia  y aportando toda la documentación necesaria que justifique la adopción de las medidas que pretendemos obtener.

Una vez el Juzgado tenga conocimiento de esta solicitud mandará citar a las partes y al Ministerio Fiscal si existieren menores o incapacitados, a una comparecencia dentro de los 10 días siguientes. A esa comparecencia el demandado deberá asistir con abogado y con procurador. Si no existiera acuerdo para la adopción de las medidas se practicará la prueba y con posterioridad el Juez dictará un Auto acordando las medidas.

¿QUÉ DURACIÓN TIENEN LAS MEDIDAS PREVIAS O PROVISIONALÍSIMAS?

30 días desde que se solicitan para que perduren sus efectos será necesario presentar la demanda de divorcio dentro de ese plazo.

Es muy importante que el cónyuge que pretenda solicitar medidas previas o provisonalísimas cuente con el asesoramiento de un abogado porque una mala petición de medidas previas puede acarrear que se mantengan hasta que se dicte la sentencia de divorcio.

, , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies